rss


Domingo 28 T.O. Anda, vende lo que tienes..

Sábado 10 de octubre de 2015

Hemos tomado el ritmo de nuestra comunidad parroquial, de la catequesis, de Jucoma, de los grupos de formación, de los grupos de matrimonios, los voluntarios de Cáritas y Proclade, y de todos los grupos que trabajan en cualquier ámbito de nuestra iglesia. Las palabras que escuchamos este domingo nos animan a poner nuestra confianza en el Señor: “la Palabra de Dios es viva y eficaz”. Gracias a todos. Porque lo que habéis recibido gratis, vosotros también lo dais gratis en participación y colaboración en tantos grupos. Porque la sabiduría de Dios no se compra con dinero, con oro o piedras preciosas, sino que es LUZ GRATUITA que ilumina nuestra vida, y así poder tener un corazón agradecido, en paz y con alegría.
Qué precioso es el pasaje del evangelio de hoy. Alguien que no parte de cero, sino que vive con una loable honestidad. Cumple los mandamientos: no mata, no roba, no comete fraude, honra, etc.
Esta actitud es la misma que deberíamos tener cuando escuchamos la Palabra de Dios, ya que ilumina nuestra vida y nos enseña el camino que Dios tiene pensado para cada uno de nosotros. La Palabra de Dios nos interpela para ser santos, para buscar la excelencia.
El “Maestro bueno”, Jesús, le propone un paso decisivo para acercarse más a la bondad de Dios. La riqueza material ha empobrecido espiritualmente a aquel hombre. No es capaz de compartir la vida con Jesús y su comunidad. Tiene muchas cosas, le falta la confianza en Dios. Jesús también nos mira a cada uno con afecto, ternura y confianza, nos llama a seguirle desde el amor y la entrega total y generosa, sin reservas, como Él nos ama. Dios lo puede todo. Demos pasos para seguir el camino de la santidad en este mes de octubre tan misionero y claretiano. Con tantos acontecimientos: El Pilar, el Domund.

PDF - 917.7 KB

Oración.
Señor, lo que parece imposible para nosotros
es posible si tenemos fe en Ti

Señor, nos cuesta
pasar por el tamiz de la realidad
nuestros ideales religiosos.
Seguirte supone
poner a disposición de los demás
cuanto somos y tenemos.
Nos da miedo, Señor.

Seguimos pensando
que la riqueza «da la felicidad».
Nos da miedo invertir en los demás
nuestro tiempo y nuestros bienes.
Hemos olvidado
que cuanto tenemos es don tuyo.

Señor, la situación social
y económica que vivimos
ha dejado sin nada a muchas personas.
Se ven obligadas a vivir con muy poco.
La angustia y la desilusión
no les ayudan a encontrarte.
Ayúdales, Señor, en lo material
y en lo espiritual.

En el fondo «todos somos
como el personaje del evangelio».
Queremos seguirte pero nos da miedo
perder nuestra seguridad.

Danos fuerza, Señor,
para comunicar esperanza
a los que nada tienen
y en la medida de nuestras posibilidades
crear puestos de trabajo.

Señor, lo que parece imposible para nosotros
es posible si tenemos fe en Ti.

"La Misa de cada día", de la Editorial Claret



Próximamente...

  • Reunión de padres. Colonia Viguera 2019-(19 de junio)
  • Valvanerada de JUCOMA-(29 de junio)