rss


Domingo BAUTISMO del Señor

Sábado 11 de enero de 2014

Hoy es el último domingo del tiempo de Navidad. Aquel niño que adorábamos en belén con los ángeles y los pastores, aquel niño que se manifestaba a los magos que venían de tierras lejanas guiados por una estrella, hoy lo contemplamos ya como un hombre adulto, que se acerca al río Jordán con todos los que querían recibir el bautismo de conversión que Juan predicaba. Y allí, en aquel ambiente de fe, Dios manifiesta públicamente que Jesús es su enviado. En la noche de Navidad los ángeles proclamaron la gloria de Dios. Hoy es el mismo Dios Padre quien nos presenta a su Hijo único, su predilecto.
El bautismo de Jesús es un momento determinante en su vida, es el inicio de su misión.
Por el Hijo, Jesús, en adelante, el hombre solo se comprende si se reconoce hijo: cosa que se realiza en el bautismo en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Somos invitados a reafirmar nuestra fe en Jesús, nuestra voluntad de seguirle, nuestra convicción profunda de que él es, realmente, para todos nosotros, el Camino que nos conduce a la verdadera vida.

ORACIÓN: Para ti cada persona es una hija o hijo amado

Dios y Padre de Jesucristo y nuestro,
te damos gracias porque el cielo está abierto:
la presencia de Jesús entre nosotros
es el mayor signo de que tú quieres ser
el gran Amigo y Padre de la humanidad.

Te damos gracias porque para ti
cada persona es una hija o hijo amado.

Y porque, como ocurrió con Jesús,
el Espíritu llena nuestros corazones.

Por eso queremos pedir el coraje
de dejarnos guiar por tu Espíritu,
de ofrecerle espacio en nuestro corazón
para que pueda irnos transformando
y nos haga vivir como hijos tuyos,
mujeres y hombres capaces de hacer el bien.

Que nos conceda luz y discernimiento
para que cada persona, cada comunidad
y la Iglesia entera sepa escoger los caminos
que conducen a la construcción de tu Reino
y sepa ofrecer a la gente de hoy
aquel testimonio de vida, bondad y paz
que Jesús ofrecía a todos.

Que el Espíritu nos ayude a ver claro
para no caer en aquellas actitudes
que nos perjudican a nosotros mismos
y perjudican a nuestros hermanos.

Que nos ayude a cultivar y hacer crecer
todo lo que es bueno, amable y justo.

"La Misa de cada día", de la Editorial Claret

Zip - 2.4 MB


Próximamente...

  • Primeras Comuniones-(3 de octubre)